Categories Menu

Publicado por el 16 10, 2013 en Salud | sin comentarios

¿Climaterio o Menopausia?

Mujer sufriendo los sofocos propios de la menopausia

 

Aunque en muchas ocasiones empleamos ambos términos con el mismo significado, el climaterio es el periodo de transición en la vida de una mujer que va desde la etapa reproductiva hasta la no reproductiva. También se le denomina perimenopausia y abarca, aproximadamente, desde un año antes, hasta otro después de la menopausia. La función ovárica va cesando de una manera progresiva y paulatina, y esto provoca que se manifiesten una serie de síntomas ligados a esa deficiencia hormonal. Estos síntomas son muy variables de unas mujeres a otras y afectan en mayor o menor grado su bienestar físico y psíquico.

La menopausia es el cese permanente de la menstruación. Se considera que se ha producido la menopausia cuando una mujer lleva 12 meses consecutivos sin menstruación.

Actualmente, la edad media de presentación de la menopausia está en 48,5 años. Si tenemos en cuenta que la esperanza de vida al nacer de la mujer española se sitúa en los 84 años, esto quiere decir que  más de un tercio de la vida de la mujer transcurre tras la menopausia.

¿Qué signos y síntomas se producen durante la menopausia?

Existe una gran variabilidad en la frecuencia, intensidad y modo en que se presentan los síntomas en las mujeres menopáusicas.

  1. Síntomas vasomotores. Son los “famosos” sofocos o bochornos de la menopausia. Alrededor del 60-80% de las mujeres los padecen. Se caracterizan por un súbito enrojecimiento de la cara, cuello y pecho, con aumento de la temperatura y sudoración. La duración y frecuencia de los sofocos varía mucho de unas mujeres a otras.
  2. Aumento de peso. A partir de la menopausia, se tiende a ganar peso por el aumento de grasa que generalmente se localiza en la zona abdominal.
  3. Atrofia genitourinaria. Los síntomas que afectan al área urogenital y que se han relacionado con la menopausia son: síntomas vaginales (sequedad, prurito, dolor en el coito) asociados a la atrofia vaginal, incontinencia urinaria e infecciones urinarias repetidas.
  4. Aunque también se relacionan con la menopausia, una gran variedad de síntomas psicológicos, como la depresión, los trastornos afectivos, la disminución del deseo sexual o  la pérdida de memoria, en realidad se ha demostrado que se deben a otras causas además de a la disminución de los estrógenos.
  5. Enfermedad cardiovascular. Las hormonas femeninas tienen un efecto protector del sistema cardiovascular. Efecto protector que disminuye con la menopausia, lo que aumenta el riesgo de hipertensión, problemas cardiacos, etc.
  6. Osteoporosis. Después de la menopausia hay una pérdida acelerada de la densidad de masa ósea, que se traduce en un aumento del riesgo de osteoporosis y, consecuentemente, del riesgo de fracturas.

 

Mujer madura

Post a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *